¿Por qué no cayó Maduro? Tres lecciones de una crisis política, que no ha terminado

Durante la primera mitad de este año, pero sobre todo a lo largo de 130 días de alta intensidad, de Venezuela se pensaba que ya tenía su suerte echada. Su destino parecía encaminado a ser el del primer país de América Latina en dejar atrás y de manera apoteósica, el llamado “Socialismo del Siglo XXI”. Justamente allí donde Hugo Chávez había plantado una bandera de unificación continental en 1999, ésta iba a ser arriada por su propio pueblo casi dos décadas después. Aquella parecía ser la constatación final…