Tales de Mileto o la risa de la muchacha tracia

Según cuenta Platón en su diálogo el Teeteto, Tales de Mileto —al que se tiene por iniciador de un tipo particular de discursos— caminaba tranquilamente observando con ojo avizor la grandeza de los astros cuando cayó a un pozo. Semejante escena la contempló una esclava tracia, que entre sus faenas se tomó la molestia de lanzar algunas carcajadas y burlarse del…